“Detrás del circo hay toda una filosofía de vida”


Por Alina Mazzaferro (en Página 12, 14 de junio de 2008)

“¡El circo, sí, el circo! ¡Sobre su arena fue nuestra escuela, sobre su arena conquistaron los gauchos del drama las tablas de los escenarios! Tal el humilde y honroso origen y ningún arte escénico puede ostentarlo mejor.” Así describía Pepe Podestá, en sus memorias, el espectáculo que vio nacer a los actores y autores que conformaron lo que luego fue el teatro argentino. Espacio del sainete y del drama criollo, de la acrobacia y la payada, de la canción, el chiste y la crítica social. Ese fue el circo de los Podestá y el comienzo de un teatro nacional. Más de un siglo más tarde, el teatro oficial vuelve la mirada a sus orígenes con la intención de homenajear a ese circo criollo decimonónico y sus personajes: los payasos más célebres –Pepino el 88, Frank Brown–, Juan Moreira, la ecuyère Rosita de la Plata y todo un universo de figuras memorables, desde el petit metre y la rubia cantora hasta el payador o el Tony.(…)”

LEER ARTÍCULO COMPLETO


La obra está en cartel